Armenia y Azerbaiyán se acusan, otra vez, de violar nueva tregua; Irán despliega tropas para protegerse

Armenia y Azerbaiyán se acusaron mutuamente este lunes de violar el nuevo alto el fuego anunciado el día anterior en un intento por detener los combates en la región de Nagorno-Karabaj a cuatro semanas de iniciados los combates.

La primera denuncia de violación del alto el fuego se produjo minutos después de su entrada en vigor, de acuerdo con un comunicado del Ministerio de Defensa de Azerbaiyán, el cual expresa: “Las fuerzas armadas de Armenia en violación del nuevo régimen de alto el fuego humanitario disparan contra la ciudad de Terter y aldeas de la región homónima”.

Esta acusación, a su vez, fue refutada por Armenia, quien a su vez denunció al ejército azerí de atacar posiciones armenias en Nagorno Karabaj.

En un comunicado del portavoz del Ministerio de Defensa de Armenia, Shushán Stepanián, se indicó: “a las 08H45 local las fuerzas armadas de Azerbaiyán abrieron fuego de artillería contra las posiciones del ejército de Karabaj en el sector noreste”.

El ministerio de Defensa de Nagorno Karabaj denunció disparos de artillería enemiga contra sus posiciones en diversos sectores del frente.

Afirmó además que las fuerzas bajo su control “respetan estrictamente los acuerdos concluidos” y que “las acusaciones del enemigo no tienen nada que ver con la realidad”.

Por su parte, el presidente de Azerbaiyán, Ilham Alíev, exigió este lunes a Armenia un calendario de su retirada de los territorios azerbaiyanos ocupados como condición para la paz, y aseguró que Bakú no permitirá la congelación del conflicto.

“Si quieren la vía pacífica, bien. Nos deben presentar un calendario de la retirada de las tropas. Armenia hasta ahora no nos ha presentado ese calendario. Si el asunto queda congelado a nosotros no nos conviene”, dijo el mandatario, en un mensaje televisado a la nación.

El nueva tregua humanitaria había sido anunciada tras las negociaciones entre los ministros de Exteriores de Armenia y Azerbaiyán, Zohrab Mnatsakanián y Jeihun Bayrámov, respectivamente, quienes contaron con la mediación del secretario de Estado de EE.UU., Mike Pompeo, su “número dos”, Stephen Biegun, y la Casa Blanca.

El presidente estadounidense, Donald Trump, por su parte había felicitado este domingo a los líderes de Armenia y Azerbaiyán y a su propio equipo por “conseguir el acuerdo”, en el cual “se salvarán muchas vidas”, según el pronóstico de Trump en una publicación en Twitter.

Nagorno Karabaj es el centro de un conflicto entre Ereván y Bakú desde que ese territorio, de mayoría armenia, decidió separarse en 1988 de la entonces República Socialista Soviética de Azerbaiyán y el asunto no quedó resuelto con la desaparición de la Unión Soviética en 1991.

El territorio se encuentra dentro de Azerbaiyán, pero ha estado bajo el control de fuerzas étnicas armenias respaldadas por Armenia desde que terminó la guerra en 1994.

Los últimos enfrentamientos que comenzaron el 27 de septiembre han involucrado artillería pesada, cohetes y drones, matando a cientos en la mayor escalada. De hostilidades sobre la región separatista en más de un cuarto de siglo.

Las dos anteriores treguas humanitarias, alcanzadas con la mediación de Rusia, no fueron respetadas por las partes en conflicto.

En el mismo contexto, Irán ordenó el despliegue del ejército en la región limítrofe con Armenia y Azerbaiyán en respuesta a la creciente tensión entre estos dos países por Nagorno Karabaj.

Según una declaración de la Guardia Revolucionaria Islámica que recogen los medios persas, el despliegue busca “proteger los intereses nacionales y mantener la paz”.

El comandante en jefe de estas tropas de élite, el general de brigada Hussein Salamí visitó el domingo el distrito fronterizo de Khoda Afarin, en la provincia iraní de Azerbaiyán Oriental, detallan las fuentes locales.

Esta no es la primera vez que en tiempos recientes se acusan mutuamente. El Ministerio de Defensa azerí denunció que a lo largo de la noche del 9 de octubre, cuando fue anunciado el acuerdo de cese de hostilidades, y la mañana de este sábado “continuaron los enfrentamientos de diversa intensidad” en la zona.

Por su parte, la portavoz del Ministerio de Defensa armenio, Shushan Stepanian, acusó a Azerbaiyán del uso de aviones de combate no tripulados para “cambiar la situación (en la línea del frente) antes de que entre en vigor el alto el fuego”.

Stepanakert, capital del enclave separatista de Nagorno Karabaj, estaba siendo atacada por Azerbaiyán, indicó un responsable local, mientras que las autoridades azeríes acusaron a Armenia de “bombardear intensamente” zonas habitadas en Geranboy, Terter, Agdam, Agjaberdi y Fizuli.

Con información de TeleSur, RT Noticias, Sputnik, EFE.

Tags:

  • Somos un medio independiente comprometido con la libertad de expresión y el derecho a la información de la ciudadanía mexicana.

  • Show Comments

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Ads

You May Also Like