Colpos impulsa Escuelas Campesinas para el desarrollo de capacidades en comunidades rurales e indígenas: Agricultura

La Secretaria de Agricultura y Desarrollo Rural, a través del Colegio de Postgraduados (Colpos) campus Puebla trabaja en el desarrollo de la agricultura familiar por lo que puso en marcha la operación de Escuelas Campesinas (EC).

De acuerdo con la dependencia, estos centros de estudios constituyen procesos de formación de sujetos agentes (capacitadores), que prevén revalorar a agricultores campesinos e indígenas de pequeña escala.

Todo esto para que como personas profundamente sabias, sujetos cognoscentes e inmersos en procesos de enseñanza-aprendizaje en la cotidianidad de sus estrategias de reproducción social y material, configuren un sistema de alternativas educativas, que potencien las iniciativas que promuevan cambios en la vida cotidiana individual y colectiva de campesinos e indígenas.

En este sentido, se siguen cinco áreas de acción estratégica con un esquema de enseñanza-aprendizaje: el primero es Organización y valores humanos; Agroecología, tecnología y sustentabilidad; Mercado y valor agregado; Ambiente y cambio climático, y por último Estado, políticas públicas y seguridad.

“Actualmente, se trabaja en la potenciación de la agricultura familiar, específicamente en la cadena de valor del aguacate, amaranto, frutales caducifolios, ganadería familiar, frutillas, maíz, soya y producción de abonos e insecticidas orgánicos”, destacó la dependencia.

Para el proceso participan 152 campesinos e indígenas, 34 por ciento mujeres y el resto varones. Del total, 21 por ciento son jóvenes de entre 22 y 30 años de edad, de 16 comunidades de seis municipios de Puebla y uno de Morelos.

Es así que la EC, forma líderes y lideresas campesinas e indígenas el desarrollo de aptitudes, y el rescate y revaloración de sus saberes locales y ancestrales. Además, refuerzan competencias, habilidades y capacidades sobre la agricultura agroecológica, la autogestión y la innovación, tangible e intangible, en torno al desarrollo social y ambiental individual, comunitaria y territorial.

La SADER destacó que este esquema coadyuva a contrarrestar el empobrecimiento, la marginación, la exclusión social y el estancamiento tecnológico de regiones indígenas y campesinas en México, problemas complejos que requieren múltiples esfuerzos para superarlos.

“El proceso de enseñanza y aprendizaje de las EC es propuesto, evaluado y recompuesto constantemente, a través de dinámicas grupales, considerando el diálogo entre sabiduría campesina e indígena y conocimientos técnicos, como campos curriculares estratégicos”, detalló.

Tags:

  • Redacción A Barlovento Informa

    Somos un medio independiente comprometido con la libertad de expresión y el derecho a la información de la ciudadanía mexicana.

  • Mostrar Comentarios (0)